Los sanatorios y el misterio: dos lugares terroríficos en España.

Escucha nuestro podcast en “Días de Radio” (Candil Radio) – 17/02/2022

Si existe un contexto dado al terror y al misterio, ese es el del sanatorio. Destino final de personas desdichadas y desahuciadas por la sociedad, en muchísimos lugares de España existen emplazamientos así donde, en la oscuridad de la noche, los lamentos parecen ser eternos…

España es uno de esos lugares donde, por su historia y su organización social, espacios como los denominados “sanatorios” han sido, tristemente, comunes. Espacios donde aquellos que no podían, por la razón que fuese, desarrollar cómodamente una vida, por motivos psicológicos o físicos, acababan internados de una vez y para siempre. Y, normalmente, no con unas condiciones de vida que hoy considerásemos dignas.

Y hoy vuestros amigos de La Estirpe del Lobo os traemos dos ejemplos que podéis visitar actualmente y que gozan de esa pátina de misterio y terror que los convierten en emplazamientos dignos de ser visitados.

El Sanatorio del Santo Ángel de Madrid.

Debemos viajar mentalmente al año 1941. Hacía escasos dos años que había finalizado la Guerra Civil Española pero, a la vez, hacía dos años que había comenzado la II Guerra Mundial. En esa tesitura, en esos años y con aquellas ideologías, podemos llegar a imaginarnos que quienes, injustamente, no eran prioritarios, en estas circunstancias, lo eran aún menos.

Es en este contexto que surge el Sanatorio del Santo Ángel, nada más y nada menos que en la capital de España: Madrid. Actualmente un psiquiátrico abandonado, fue durante muchísimos años el sanatorio mental de hormigón de Navacerrada.

Aunque había nacido como un lugar para recuperación de pacientes víctimas de la tuberculosis (una enfermedad tristemente más que conocida en nuestro país en el siglo XX), y denominado “La Barranca”, son conocidas las tropelías y barbaridades cometidas contra los enfermos. Robándoseles la dignidad, existen testimonios que pondrían los vellos de punta a cualquiera de nuestros oyentes y, por eso, además de por un escrupuloso respeto al horario, aconsejamos a quien tenga interés, que indague aunque sea someramente sobre el tema, para no insistir sobre el tema.

Pero aún podemos ir más allá: aunque se dice que tras su cierre se escuchaban gritos y lamentos entre sus muros, por lo que parece fue escenario de ritos satánicos que, se quiera o no, han vuelto aún más sombrío este lúgubre lugar, que os recomendamos que visitéis… si os atrevéis.

El Sanatorio de Alfaguara de Granada.

Granada es una de esas zonas de España que, día a día, nos sorprende más. A los integrantes de la Estirpe del Lobo siempre nos regala una historia nueva con la que disfrutar, o con la que asustarnos. Y esta es una de ellas.

Si avanzamos por esa Granada del misterio, esa tierra que mezcla la belleza y lo oscuro, encontramos el Sanatorio de la Alfaguara. Previamente tenemos que mencionar a una personalidad directamente relacionada con esta historia. Esa persona es Berta Wilhelmi, una filántropa y pensadora de origen germano que residía en Granada y que decidió fundar una institución para atender a los más necesitados. Pero claro, cometió un grave error en su época, y fue hacerlo desde el laicismo. No podemos olvidar que existía en España un continuo y beligerante rechazo a cualquier idea no católica, y esta persona sufrió ese rechazo, como en su día nuestro paisano almeriense José Litrán, por hacer lo que hacía desde la base simple del hacer las cosas por amor al bien mismo.

Desde la muerte de esta persona las leyendas cada vez fueron mayores, y se dice que no dejaron de sucederse los eventos paranormales en el entorno del Alfaguara, tales como vehículos que amanecían en posiciones distintas a las que habían sido aparcados la noche anterior, voces recurrentes sin origen aparente o que la fauna y la flora se viesen afectadas por la presencia de extraños.

Conclusiones.

Poco más hay que decir sobre estos casos, pero muchas cosas quedan por tratarse respecto al sombrío y oscuro mundo de los sanatorios en España. Estuviesen o no rodeados de malos tratos, vejaciones o inhumanidad, no podemos olvidar que por la ausencia total de un servicio de sanidad público de calidad y por la carencia de avances científicos, muchas personas perdieron su vida con mucho sufrimiento entre muros como los que delimitan estos espacios en Madrid y Granada.

¿Y si esa energía quiere continuar diciéndonos algo?

 

Para saber más: 

1.- www.abc.es

2.- www.okdiario.com

3.- www.rinconesdegranada.com

4.- www.fundacionindex.com

 

Fuentes de las fotografías:

1.- www.quierocreer.wordpress.com

2.- www.mipatriasonmiszapatos.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.